Adiós 2017, el año que volé en globo por primera vez

Muchos momentos permanecerán en el recuerdo de lo vivido en este año al que le quedan muy poquitas horas. Vivencias llenas de alegrías y con alguna otra tristeza.

He querido seleccionar este reportaje como analogía de la perspectiva que tomo de cada año para la memoria de mi alma.

En mi bautizo de vuelo me nombraron “Princesa de Doñana”

Cuando algo va mal y/o cuando algo va bien, si miramos en perspectiva, podemos apreciar  mejor su verdadera dimensión.
Me consuela aceptar  cada cosa que vivo como parte de su contraste y como medida de lo suficiente. (“Que tengamos suficiente lluvia para saber apreciar el sol que disfrutamos y viceversa”. “Suficiente cansancio para apreciar el descanso”…)
Todos soportamos desgraciadamente nuestra dosis de cosas que no nos gustan, ojalá sean dosis pequeñas y nos sirvan para tener altura de miras y saber apreciar el contraste de lo mucho bueno que nos ocurre cada día.
Os deseo feliz año 18 y feliz vida.
Echa un vistazo a este vuelo en globo, acompáñame a volar, entra en este enlace,  fue lindo haberlo vivido y poderlo contar:

Mi experiencia inolvidable: la magia de volar en globo.


Carmen Pareja-Obregón de los Reyes /SEVILLA EN AÑIL

Related News

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR