Goyo Aranda Lamas mima sus coches de caballo y es campeón de campeones

Con más de 150 coches de caballos originales y perfectamente restaurados para el uso, su familia posee una de las mejores colecciones de Europa.
Una colección de auténticas joyas históricas rodantes que miman en su preciosa finca Hacienda San Miguel de Montelirio en Dos Hermanas, Sevilla.
Son también propietarios del prestigioso sello de cría de caballos de pura raza español, Ganadería Gregorio Aranda.
Año tras año han ganado premios en los concursos de enganche nacionales e internacionales   siendo, en el caso de Goyo, varias  veces campeón de campeones.
Su palmarés en el Concurso Internacional de Enganches del Castillo de Cuts en Francia (que pudiera ser considerado el Campeonato de Europa con participación mundial ) es de  4 años participando=4 primeros premios conseguidos.

Carmen Pareja-Obregón de los Reyes/SEVILLA EN AÑIL


Hace falta mucha dedicación para mantener estas joyas del carruaje
Sin duda, Carmen, y mucha constancia.
¿Cuánto tardáis en preparar un coche de caballos para un concurso?
En un concurso normal, nosotros echamos en aparejar, vestir el caballo desde que sale de la cuadra ya lavado, una hora hasta que está en el coche. Si llevamos 12 caballos…
Nos lo tomamos con igual dedicación si es  para ir a la feria o para un concurso. No podemos estar por debajo del nivel de nuestra cochera. Sabemos que somos una referencia y nos aplicamos en ello.
Hablas con mucha pasión sobre los caballos que entrenas y los coches de caballos. ¿Es tu sueño?
Sí, me considero un privilegiado porque yo me acuesto pensando en volver a levantarme para volver a hacer lo que ya había hecho el día anterior.
Yo digo que no me tendrían ni que pagar. Es una afición, pero hay que reconocer que es un trabajazo.
El coche de caballos conlleva un esfuerzo en la adquisición, en la restauración y en su mantenimiento minucioso; pero además, unido a ello hay oficios de guarnicionería y de cuadra. A los caballos hay que criarlos, cuidarlos y entrenarlos para enganche. No es sólo tener coches y sacarlos, hay que tenerlos en revista. No es fácil, es muy laborioso.
Que es un trabajo duro, sí, durísimo. Supone un gran esfuerzo tanto el de restauración como los caballos… pero es que a mí me apasiona ¿Qué quieres que le haga?.
Desde siempre, de  pequeños,  mi padre nos aficionó a los caballos. A raíz de un accidente que me impidió montar, en los años 80 empezamos a comprar coches de caballos y a involucrarnos en su restauración. Poco a poco se ha convertido en lo que hoy es.

¡Una maravilla de colección!.
Sí la verdad es que es muy reconocida. La colección la crea mi padre, es de la familia, mi labor aquí es la restauración y su mantenimiento.
¿Tus hijos se han contagiado de esta pasión por los coches de caballos?
La verdad es que sí. Al mayor le gusta aunque no le disloca. El mediano, de 14 años, vive en modo caballo y se acuesta y levanta pensando en los caballos, creo que continuará la afición. A las dos niñas, de 9 y 10 años también les encanta.
Los coches de caballos, pienso por ejemplo en una Diligencia, andarán mucho mejor por el campo que por el asfalto, ¿no?.
Un coche de caballos estaba hecho para rodar todos los años fácilmente más de dos mil kilómetros por caminos abruptos con piedras, guijarros, con baches; así que mientras más firme sea el camino, mejor para los pasajeros y también para el coche. Sufre menos, lógicamente por asfalto, pero están preparados también para otros caminos. Hay que saber que estaban hechos para transportar personas y tratándolos con cierta normalidad no deben sufrir.
Me decías, Carmen, que alguno te recordaba a las diligencias antiguas que  recorrían caminos con piedras, eran muy duros. Después están los coches de paseo señorial, sus elementos decorativos lo hacen más delicados, pero están preparados también para caminos poco uniformes.

Desde aquí , desde Dos Hermanas, ¿Cuánto se tardaría a Sevilla en coche de caballos?.
La velocidad media al paso es de unos 7 km y la de trote unos 12-14 km/hora. Así que de Dos Hermanas a Sevilla tardamos una hora sin parar.
En Europa está de moda los concursos de rutas de unos 12-14 kilómetros y con los caballos entrenados los solemos hacer en eso, en sesenta minutos.
Me estaba fijando que hay que ver la cantidad de accesorios que llevan estos coches. ¿Los conoces todos?
Hazte la idea de que es parte de mi trabajo, yo los he destripado.
Estos coches comienzan a perder su uso a partir de mil novecientos poco. Han llegado a esta casa en su estado original y desde que perdieron su uso no se habían restaurado, algunos estaban en estado lamentable de cuidado siendo ejemplares históricos como son tan importantes. Cuando te pones a restaurarlo ves las interioridades del coche y a nivel decorativo también, así que conocemos hasta el último detalle de cada uno.

¡Qué cantidad de modelos diferentes!
Así es, había tantos modelos y tantas versiones que definían la calidad de un coche, como pasa ahora en los actuales de motor.
Y estos han quedado para exhibiciones, concursos,  disfrute personal, eventos y tienen también una función museística.
Mucha gente no piensa que lo que ve por ejemplo en la Feria de Sevilla o en otras, los coches de caballos que enseñamos tiene un valor histórico. Lo ven como un mero elemento decorativo, pero enseñamos verdaderas obras de arte en coches de caballos que estuvieron rodando en 1850, por ejemplo. Es un museo rodante del coche de caballos con verdaderas joyas.

¿Hay buen nivel en España?
Las mejores cocheras que hay en Europa y parte de del mundo están en España y muchas de ellas concretamente en Andalucía. Aquí tenemos una cosa que no tienen otros europeos de Despeñaperros hacia arriba: el clima. Estamos enganchando hoy con 23 grados de temperatura y  los caballos mantienen el pelo fino. Te vas a Francia y está nevando. En Italia con abrigos…Tenemos la suerte de que el clima se une a la forma de ser del andaluz y sacamos los coches casi todo el año.


¿Cuál es tu concurso favorito?

El que más me gusta es el del Castillo de  Cuts en Francia, a unos 100 km al norte de París, el CIAT que, sin duda,es el principal de la disciplina en Europa y por extensión en el mundo. Es una referencia internacional. Participan casi setenta coches de cuarenta y tantas nacionalidades, un éxito de convocatoria. Se hace por invitación y coche. Va “la crem de la crem” del enganche mundial de Tradición y llevamos lo mejor de cada casa. Es el concurso de mayor relevancia desde mi punto de vista en el mundo.

¿Más fuerte que el de Ronda?
Hablamos de cosas diferentes, en Ronda tiene un máximo de participación de 22-24 coches. No quito mérito en absoluto a Ronda, es otro tipo de encuentro, de características diferentes.
Gracias a la labor importantísima Del Real Club de Enganche de Andalucía el enganche de tradición ha salido a la calle y podemos tener esos espectáculos tan interesantes para la cultura de nuestro país.


¿Has ganado alguna vez en Cuts?


¿Cuántas veces?
Hemos ido cuatro veces. (Me contesta esquivo)
¿Y cuántas veces has ganado?.
Hemos ganado cuatro veces.
¡Me encanta! (Ahora veo que era timidez humilde, Goyo no es nada engreído, al contrario).
Pero no gracias a mí, hay un equipo detrás y estamos muy sincronizados. Un concurso de Tradición son muchas notas y dos días a pleno rendimiento. Un día te desguazan literalmente visualmente el coche. Te miran las guarniciones, los pasajeros…son más de cuarenta notas…
Pero es que al día siguiente tienes una ruta de pasos obligados, digamos como una yincana de 17-18 km con nuestros coches de más de 100 años; eso sí, por un bosque precioso. No se gana sólo por el buen coche, influye también la habilidad del equipo a la hora de estar todo muy bien preparado para sortear esas pruebas.


Estarán temblando cuando llegan vuestros coches.

No creas. Nosotros ganamos en una modalidad, son 4-5 por modelo de coche o número de caballos. Nosotros participamos en modalidad coach, el tipo de guía que me gusta es con cuatro caballos y el tipo de coche que llevo es un coupé. Es el coche del que te he hablado antes, es un ejemplar único, así que el éxito es también de la singularidad del propio coche.
Bueno, pues que tiemblen este año cuando llegue otra vez  tu coupé de caballos.

Me fijo otra vez en la cantidad de accesorios… ¿Qué es aquello?
Faroles de coches, canastos de mimbre, paragüeros, servicios de cocina, trompeteros, tiradores. Como te dije, también tenemos un taller de restauración del coche y de sus piezas de complemento.
¿Utilizáis todos los coches que veo?
La inmensa mayoría están en uso., en estado de revista. Es otra particularidad de nuestra colección, tenemos un museo de carruajes usable. Hay otros museos que valen para verlos y estudiarlos pero no se pueden usar. En nuestro caso los utilizamos en eventos, exhibiciones, paseos, concursos… Ya te dije que estos coches están hechos para hacer muchos kilómetros y como tenemos nuestro propio taller de restauración y mantenimiento podemos permitirnos el lujo de utilizar en el 2018 un coche de caballos de 1890, por ejemplo.
Hay muchísimos modelos y versiones dependiendo además de cada país. Uno de los modelos más común es el Faetón, que tiene muchas versiones, en Alemania se llama wagen, la nomenclatura es variada en tantas versiones y países.


¿Cuál es tu preferido?

Es muy difícil decidirse por uno solo ante tantas joyas. Tengo mucho apego al que te he contado,  a una versión pequeña, italiana, un coach coupé, el único que se conserva a nivel internacional. Lo compramos en 1998 y lo restauramos en el 2000. Está fabricado en Milán en 1865 por Cesare Sala.Es un coche que ha ganado todos los premios a los que lo presentamos de Europa, en Sevilla, Madrid, Italia, Portugal, Alemania, Francia…


¿Cualquier caballo puede llevar un coche de caballos?

Buena pregunta, Carmen, porque curiosamente los coches de caballos estaban preparados para caballos que se utilizaban en la época, un caballo centroeuropeo de talla grande con mucha envergadura. Nosotros hemos adaptado los coches a nuestras necesidades y acortamos la lanza. Esta adaptación del timón permite a nuestros pura raza español el arrastre también de estos coches.
Nuestros caballos son todos nacidos en nuestra finca.
Tienes razón son joyas rodantes, autenticas joyas históricas.  
En los últimos años se han traído a España quizás el 80% de los coches que había en Europa y fuera de Europa. Tenemos la suerte de que en España hoy en día hay muy buenas colecciones, muy buenos coches de caballos y muy buena restauración. España está considerada hoy por hoy el top de la restauración a nivel mundial, salvo dos excepciones también de inigualable calidad: un restaurador belga y otro holandés.


En este complejo hay una temperatura muy agradable. Necesitan estos coches una temperatura especial.

Sí, tenemos que cuidar ese detalle. Es muy importante para la conservación.
Tendréis también un gasto enorme de aire acondicionado en un espacio tan amplio.
Si te fijas la temperatura la provocan las fuentes. Lo ideal es que no haya cambios de temperatura, que no oscile en picos. Además con ellas conseguimos la humedad necesaria para que la madera no se agriete y la temperatura que queremos en el pico del verano. No usamos aire acondicionado, no es lo apropiado, si fallara sufriría la madera. El ochenta por ciento de un coche de caballos es madera y digamos que está viva y sufre los cambios de temperatura.
Claro… por la madera…¿Qué clase de madera?.
Muchísimas, eso depende del país. Primero que un coche de caballos no está hecho sólo de una madera, ya la rueda tiene tres tipos de maderas distintas para que sus dilataciones no la deterioren. La caja te la puedes encontrar en caoba, roble americano, pino americano… hay muchísimas maderas dependiendo de donde se ha fabricado el coche.

¿Algún coche de estos tiene motor?
No. Son anteriores, su “motor” es la tracción animal.
Ya pero estoy pensando que estarían muy bonitos también con un motorcito.
Bueno esa precisamente fue la evolución de este tipo de coches. Su evolución primera fue un motor con un sistema de poleas muy simple y un volante.  Andaban a muy poca velocidad y de ahí variaron al vehículo convencional que conocemos de 1912-1915. En la feria de Sevilla la propia evolución hacia el motor, hizo durante una época que fuera más gramouroso salir por la feria en coche de motor, cuando eran los primeros que salían.
De hecho la mayoría de los carroceros de coches de caballos dieron el salto al coche de motor, Peugeot era ingeniero de coches de caballos.

Me llama la  atención también la elegancia y la variedad del colorido de las cajas y de las telas.
Sería muy tristón estéticamente que todos tuvieran el mismo color. Piensa, Carmen, que normalmente se considera en Europa una colección cuando se tienen 10 -12 coches de caballos. Nosotros tenemos más de 150.
Antiguamente en las casas siempre había un color y se pintaban los coches en ese mismo color por dos motivos: uno para identificar el coche con la casa y otro para utilizar los complementos en todos los coches por practicidad.
Nosotros, con tanta cantidad de coches, o cambiamos los colores o nos aburrimos. Los colores en los que están pintados son los que hemos encontrado debajo, es decir que hemos hecho una interpretación real de sus colores originales salvo excepciones en los que hemos adaptado su color por motivos de realzar su belleza.

¿No hay coches con colores fuerte?
Nos llegó un coche pintado de lila, el gusto es personal y había de todo. Tenemos uno escondido porque daña a la vista con sus telas celestes originales en seda natural de 1904.
Si ves cuadros antiguos, había unos tonos medios muy elegantes, verde oscuro, azul oscuro, burdeos…

Gracias, Goyo, estoy embobada… ¡Qué bonito! ¡Qué bonito! ¡Mira éste qué bonito! ¡¿Y aquél?!.  Pues fíjate en ese…

 

 

 

 

 

 

 

 

Con mi amigo Mariano Zamora, que me presentó a Goyo Aranda y con mi amiga y colaboradora, Inma Escobar.

 

http://montelirio.com/

 

 

 

Related News

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR